miércoles, 27 de febrero de 2008

Mensaje que llegó a mi

Celular hace como cinco minutos, es de un teléfono desconocido, pero de alguien de San Miguel de Allende. O sea, mi lugar de origen.
"Iba caminando bien contento disfrutando de mi café starbucks con un rico aroma del licor de canela, y cuando entro al imss me llego un olor a pedo con sudor que se me quitaron las ganas de café" (sic)
Pd. Ja, ja, ja, ja... es mi amigo Juanjo desde un nuevo teléfono y me cuenta que la secretaria del hospital tiene puesto el soundtrack de la gaviota.

2 comentarios:

hugo dijo...

ay, yo antes disfrutaba mucho caminar por la zona con mi starbucks pero hugui me lo ha prohibido terminantemente (termina conmigo si lo bebo, je) por aquello de odiar las trasnacionales nomas porque si.

Tomás, no hay más dijo...

Ja. Amo cuando la gente acata las prohibiciones.