viernes, 9 de octubre de 2009

"'Tú y yo, el nido de un

águila' es lo más cagado que he escuchado en una canción", le dije a mi hermana Blanca mientras estábamos en el jardín de una casa desconocida, sentados en una banca. Tenía una percepción y sensación sobre mí mismo, como de cuando estaba en la secundaria (no la puedo explicar con palabras, o bueno, me tardaría mucho), además traía el pelo largo: así como hace unos 10 meses.
Blanca me pidió meditar sobre la frase y sacarla del contexto de la canción de Emmanuel, en la que no tenía sentido y sólo estaba ahí por rima y relleno.
Me tomó muy poco tiempo sentir la frase. Me metí en la historia del águila y su nido. Vi construcción, tiempo, plumas, paja, ramas, hierba seca, cielo, profundidad, rocas y la ubicación en una montaña de difícil acceso. Hay que volar para llegar ahí. Se me erizó la piel.
Ya encarrilado con los sueños locos, hace dos noches soñé que Angie me daba "raid" a San Miguel de Allende, y yo en agradecimiento le regalaba un queso grandote que me habían traído de España. Muajaujaua.

2 comentarios:

Zabioloco dijo...

yo me sé una hermosa historia en una montaña de águilas de cola blanca...

el ishmail dijo...

sueñas mucho...